jueves, 27 de abril de 2017

52 días de reto: día veintinueve

¡Hola a todos! ¿Cómo están? Revivo una vez más. He estado bastante dispersa últimamente, esas cosas de la vida o la vida misma, con tantos problemas, obligaciones y angustias que parecen irremediables que siento que me viene costando más concentrarme para todo. Necesito vacaciones (?)

Retomo un poquito el reto y he decidido retomarlo con Yuuwaku, mi maravilloso pirómano suicida <3 Si no han tenido tiempo de leer sobre este maravilloso espécimen, los invito a pasarse por aquí.

Día veintinueve: Escribe una historia de un personaje con miedo al amor.



El canto de Rouise

El crepitar de las llamas producía un extraño y bello sonido para Yuu. Apoyó la farola sobre su mejilla derecha. El hierro hervía y las marcas le quedaron en la piel. El olor a quemado se sentía en el ambiente destilando el camino por donde pasaba. Era hermoso, solos eran ellos dos: Yuuwaku y Rouise, la bella farola que había forjado con sus propias manos para la única mujer que había amado. Se había dado cuenta de que su amor estaba mal dirigido y que Rouise era quien merecía ser abrasada por su fuego azul. 

Sus pies ardían, literalmente. Había llevado su deseo a tal punto que las llamas habían traspasado su piel, deseaba sentir el dolor, el ardor, la piel siendo devorada por el fuego mientras él andaba dejando un rastro de hierbas quemándose detrás de él: las llamas se propagaban por donde él pasara.

El fuego fue subiendo sobre sus piernas mientras seguía andando, cantando una canción siguiendo la melodía que entonaba Rouise, hasta que se vio hecho una llama él mismo. Sus brazos, torso, rostro, todo en él ardía con gran intensidad. Porque después de haber sido herido, no necesitaba nada más en el mundo que el fuego, las llamas y a su querida farola: Rouise. Enloquecidos por las llamas de su pasión, arderían hasta que su cuerpo carbonizado se levantara del suelo, con las marcas en la piel, con ella al rojo vivo y su piel pegada al hierro, habiendo muerto y renacido la misma noche, los dos juntos, dejando sólo las cenizas y desolación de un pasado que lo acompañaría siempre, hasta que lograra encontrar su muerte.

Por ahora, sacudiría su cuerpo, lamería su mano en carne viva, sintiendo el escozor de la saliva en las llagas abiertas, buscaría vestimenta y el próximo alimento para las llamas que pedían salir descontroladas una vez más.







Espero lo disfrutaran <3

¡Se cuidan! Pasan un hermoso día y una maravillosa noche.

Bye!

10 comentarios:

  1. Uy simplemente me dejaste con la boca abierta. Me encanto

    ResponderEliminar
  2. (。◕ ‿ ◕。)/ Holaaa!!!
    Muy linda historia a mi parecer la encontré romántica <3 muy bien llevada me ha encantado!!

    espero puedas pasar a visitarme un abrazo!

    穛 S4Ku SEK4i®

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yuu tiene su encanto, es un psicopata pero puede ser tierno si lo quiere (?)

      ¡Un abrazo!

      Eliminar
  3. Es muy lindo, sus pensamientos mientras se deja arder. El primer parrafo me recordo un poco a El artista de Oscar Wilde

    Saludos ~

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una de las cosas que me gusta de este personaje, disfruta demasiado del fuego.

      ¡Un abrazo!

      Eliminar
  4. Que poetico te quedo, y me gusta la forma tétrica en que narras la continuación. Me gustaria saber quien será su próximo alimento.
    Abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es lo que tiene Yuu, que es bastante expresivo y muy fuerte para contar sus hazañas, aun así, es un personaje que disfruto mucho escribir.

      ¡Un abrazo!

      Eliminar

¡Hola! ¿Cómo estás? Gracias por pasar a leer mi blog y agradezco que vayas a comentar. Me encanta leer sus opiniones.

Si quieres que dejar invitación para que pase por tu blog, pincha aquí.
Si vas a afiliar o dejar confirmación de ello, por aquí

Gracias por no hacer spam <3 Y si lo haces, ten presente de que borraré tu comentario por no estar relacionado con la entrada ¡Estás avisado!

¡Qué tengas un lindo día!

Bye!